miércoles, diciembre 09, 2009

Un nuevo espacio en San Vicente para encontrarnos en el río!

Durante este año 2009 de a poquito se fue concretando el sueño de recuperar aunque sea una partecita de los espacios próximos a la costanera de nuestro río en barrio San Vicente. Esto es, recuperar el potencial espacio público que hay en lugares que aunque -en muchos casos- se encuentran abandonados, pueden ser hermosos lugares de recreación y encuentro de los vecinos y vecinas del barrio y la zona en general.


Así fue como a partir del proyecto de extensión universitaria, presentado por la Arq. Paola Lucero, en el marco de las becas de Secretaría de Extensión Universitaria durante este año se trabajó con distintas escuelas y organizaciones de la zona en el diseño de un mural para la canchita y puente Yapeyú.

El protagonismo lo tuvieron primero los y las alumnas del colegio secundario Mariano Fragueiro que junto a los docentes intentaron plasmar en dibujos cómo está actualmente el río y cómo les gustaría que fuera. A partir del dibujo junto con artistas plásticos se articularon los distintos conceptos que se habían trabajado en los dibujos, armando el diseño final.

Luego se invitó a los vecinos y vecinas de barrio San Vicente y Yapeyú a participar de la iniciativa. En esta oportunidad junto a Paola, algunos miembros de la Red, repartimos los volantes confeccionados por los estudiantes del colegio Fragueiro.

Después de todo esto, sumado a las múltiples gestiones con la Municipalidad para autorizar la construcción del mural, distintos vecinos, vecinas, estudiantes, organizaciones, amigos y amigas de la zona y de la ciudad en general comenzaron a limpiar los muros, sacar basura del lugar, cavar pozos para plantar árboles, hacer el boceto del dibujo del mural, entre otras tareas.




Y finalmente, llegó el gran día! ayer martes 8 de de diciembre, se comenzó con la “pegatina” de mosaicos de colores del mural. Además, el artista plástico y vecino del barrio Jorge Cuello pintó unos hermosos murales en el resto de las paredes que cubrieron de a poco las paredes desnudas.

Aunque la tarea, aún no ha terminado, ya que quedan varias más jornadas de trabajo nos parecía hermoso poder resaltar el trabajo de todos aquellos que confiaron y participaron en este proyecto. En primer lugar a Paola, por elegir nuestro barrio y a todas las personas que desinteresadamente están acompañando este proceso: a los amigos de Marotte en Fuga y los niños y niñas de los talleres de Espacio de Fuga, a los estudiantes de la UNC, a Anita Cervigni, Daniela Noriega, Laura Barbagelata, Pablo Quesada, Yael Cabero, Andrés Correa, Noelia, Lucero, Mariano Córdoba, Lucía Munizaga y Carlos Fontella. Al talentoso y comprometido artista Jorge Cuello y a los vecinos y vecinas del barrio en general. Muchas gracias y felicitaciones por creer en que juntxs podemos cambiar nuestra realidad!

2 comentarios:

silvana dijo...

La verdad todo un ejemplo. Exitos y que el año que viene concreten más sueños de este tipo!!! Por el bien de la ciudad y todos:) SLDS

monica dijo...

Mas que orgullosa que haya una Arquitecta tan talentosa como Paola, con una vocacion social tan fuerte. Ojala nuestra Facultad y la sociedad toda, valorara mas estos esfuerzos.....
Mis felicitaciones por ser un ejemplo...